Nota: Edoardo Fusco-Famiano, analista de eToro.

 

2 de septiembre de 2021.

 

  • Aumentan “halcones” en el Banco Central Europeo

Las bolsas de Europa tienen comportamientos prácticamente laterales este jueves, con el IBEX35 en negativo, al momento de abrir las bolsas en Estados Unidos, de acuerdo con datos de la plataforma de inversión multiactivos eToro.

El tema hoy en Europa son las posiciones en el Banco Central Europeo (BCE), que han comenzado en endurecerse, ante los datos de inflación más altos de la década. Sin embargo, los mercados globales siguen atentos los datos de empleo en EE. UU., en busca de signos sobre qué tan cercano está el inicio del tapering.

Hoy las solicitudes semanales de compensación por desempleo volvieron a descender a un mínimo postpandemia: 340,000, un tanto menos que las 345,000 esperadas y que las 354,000 de la semana anterior. Este dato abona el estimado que tienen los analistas en creación de empleos en agosto: por lo menos 750,000 posiciones adicionales. El dato oficial se difundirá mañana, y lo cual definirá muchas posiciones respecto a la proximidad del tapering.

Panorama macroeconómico débil, mercados en «modo más relajado»

Ayer entramos en el mes de septiembre, uno de los meses más débiles en general para el S&P500 a nivel histórico: desde 1945 septiembre ha registrado una caída promedio del 0.45% para el principal índice estadounidense. La cifra en sí misma significa poco, especialmente si la consideramos a la luz de los mercados financieros, que han cambiado en la lógica y las correlaciones subyacentes, especialmente en esta etapa histórica.

El elemento más significativo de estas últimas sesiones, además de la constante superación de la tecnología frente a las acciones de valor, es la recuperación de la fortaleza relativa de la renta variable frente a la renta fija, con la progresiva ampliación de los rendimientos de la deuda pública en las últimas sesiones.

Mantener un bajo costo del dinero es esencial para conservar el equilibrio entre mercados y entre los instrumentos financieros. Al mismo tiempo, una compresión excesiva de los rendimientos indicaría un exceso de presión para la compra de bonos del Estado: fenómeno que históricamente coincide con la ocurrencia de fenómenos de estrés en los mercados. Por estas razones, la estabilidad del bono estadounidense a diez años en la zona del 1.30% es un signo de estabilidad también para el mercado de valores.

Además, algunos signos de debilidad macroeconómica, resaltados por los datos suaves en Europa y Estados Unidos, favorecen la formación de nuevas expectativas acomodaticias por parte de los bancos centrales y los gobiernos nacionales. Por esta razón, estamos observando días de buena dirección alcista en correspondencia con datos macroeconómicos débiles en general.

Ayer vimos una sesión débil en general en los índices bursátiles, con la única excepción del Nasdaq y los índices tecnológicos. A nivel macroeconómico, el empleo del sector privado en Estados Unidos creció a un ritmo más lento en agosto de lo que estimaron los analistas, con solo 374,000 nuevos puestos de trabajo, mucho más débil que la expectativa del consenso de alrededor de 625,000.

Por último, cabe destacar la aparición de algunas tensiones internas dentro del BCE, como el miembro del Consejo de Gobierno, Jens Weidmann, quien destacó que no se deben subestimar los riesgos de inflación dentro del BCE que por tanto no debe mantener esta política monetaria para un período más largo. El BCE decidirá el curso de acción adicional la próxima semana, jueves 9 de septiembre.

ENFOQUE TÉCNICO

ÍNDICE CHINA50

La debilidad del índice chino lleva a muchos inversionistas a preguntarse dónde se pueden identificar mínimos significativos. El 38% de Fibonacci pasa en la zona de los 15,000 puntos y, sobre todo, estamos observando una importante divergencia alcista del RSI, con la formación de un nuevo mínimo en el índice, acompañado de una serie de mínimos ascendentes del indicador: fundamental en esta fase es no identificar un mínimo absoluto, un ejercicio inútil e imposible, sino resaltar niveles de acumulación potencial.

La primera resistencia significativa está en el área de 16,000 puntos, mientras que el siguiente nivel a monitorear está en el área de 17,000 – 17,300. Una señal negativa con respecto de la formación de un mínimo para el período sería la ruptura a la baja de la zona de 14,500.

GBPUSD

Signos de recuperación de la tendencia alcista del “Cable”, con el dólar estadounidense mostrando signos crecientes de debilidad en comparación con los principales pares. El doble mínimo y la recuperación, ahora completada, de la MM a los 200 días. Los primeros niveles alcistas se encuentran en la zona de 1.40 y 1.4220. Tras la posible formación de nuevos máximos del período, el cruce se centraría en las áreas de 1.4820 y 1.50 como niveles de precios potencialmente alcanzables. La estabilidad de la zona 1.3560 es fundamental para la consolidación de este nivel de precios.