CORPORATIVO con Rogelio Varela 

CORPORATIVO CON ROGELIO VARELA

El gigante del pan se ha fijado como objetivo para 2030, que todos sus empaques sean susceptibles a reciclarse y con ello apoyar la economía circular

Opinión 20/05/2022

Bimbo y la sustentabilidad

BIMBO

Un grupo de empresas mexicanas ha decidido elevar su apuesta por sustentabilidad, entendida ésta no sólo por un trato respetuoso con el medio ambiente, también pretende un desarrollo justo en la parte social.

En ese grupo de corporativos anote a Bimbo, el gigante del pan que comanda Daniel Servitje Montull, que acaba de anunciar una serie de acciones para avanzar hacia un sistema alimentario más eficiente en la parte de la nutrición, pero que además involucra una serie de métricas para luchar contra la degradación de la naturaleza y ayudar a las comunidades a prosperar.

Se trata de metas ambiciosas en un entorno económico que tras la pandemia, y ahora con la invasión de Rusia a Ucrania hace más difícil que los negocios migren a lo natural, como la agricultura regenerativa, pero donde una firma con la influencia de Bimbo puede ayudar a miles de productores mexicanos.

Para 2030, el gigante del pan plantea un mayor nivel de ambición para la empresa en la parte de la sustentabilidad y donde entre otros temas se ha propuesto que 100 por ciento de la oferta de productos horneados y botanas sean elaborados con recetas sencillas y naturales con ingredientes nutritivos.

Otro objetivo que ha fijado Bimbo, es que para ese año la totalidad de sus productos ofrezcan a los consumidores transparencia nutricional y sustentable en sus empaques y también en línea con la idea de promover activamente dietas saludables a través de campañas educativas claras.

Y bueno, en el caso de su relación con el medio ambiente, para 2050 la multinacional mexicana se ha fijado alcanzar cero emisiones netas de carbono, siguiendo el marco de la iniciativa Science Based Targets, además que 100 por ciento de sus ingredientes clave provengan de tierras cultivadas con prácticas de agricultura regenerativa, lo que significa un reto para la empresas, dada la cantidad de proveedores donde se cuidará al máximo la trazabilidad de sus insumos.

Añada que para 2030, buscará que todos sus empaques contribuyan a una economía circular, y alcanzar una reducción de 20 por ciento en el consumo del agua y 50 por ciento en lo que refiere al desperdicio de alimentos en sus operaciones.

Como le digo, Bimbo estará muy atenta a su cadena de valor en elevará sus inversiones para subir a esa tendencia a pequeños agricultores, pero también a sus clientes, algo que cada vez toman más en cuenta los mercados financieros.

LA RUTA DEL DINERO

LA RUTA DEL DINERO

No le pierda la vista al despacho de arquitectos LBR&A, al frente de Benjamín Romano, que sigue ganando relevancia internacional al incorporar indicadores ESG en sus proyectos.

Uno de ellos es el nuevo aeropuerto de Puerto Vallarta, que maneja Grupo Aeroportuario del Pacífico, que busca convertirse en una terminal cero emisiones y donde a partir de un diseño innovador tendrá un ahorro de 40 por ciento en su consumo de energía y 35 por ciento en el consumo de agua.

El proyecto que le comento estará listo en el segundo semestre de 2024.

https://heraldodemexico.com.mx/opinion/2022/5/20/bimbo-la-sustentabilidad-406245.html

ROGELIOVARELA@HOTMAIL.COM
@CORPO_VARELA